CAÍDA DEL CABELLO - TODO SOBRE MI TRATAMIENTO CON EL MINOXIDIL

11:00

Para empezar y antes de hablar de mi tratamiento para la caída del cabelloAlopecia Androgénica y mi tratamiento, me gustaría explicaros que son estas dos denominaciones. Creo que para poder hacer un buen tratamiento es importante saber identificar y diagnosticar nuestros casos, que ante nada deben siempre ser vistos y concluidos por médicos y nunca por nadie que se os lo diga que algo funciona para sí o no. Con esta entrada, quiero hablaros de la Alopecia y que es el tratamiento del minoxidil, con la intención de compartir mi experiencia con vosotros del punto de vista de paciente y utilizador. Recordar que los pronósticos médicos son reservados a cada uno y que se trata de asunto serio cuando hablamos en aplicar medicaciones. No lo toméis de forma lleve ni por auto criterio, porque vuestra salud está en causa. Haciendo esta aclaración, paso a daros mi opinión y conocimiento general del tema.



¿Qué es la Alopecia Androgénica?

En trazos generales, os explico de qué se trata. Hay varios tipos de Alopecia (pérdida de cabello), pero hoy voy solamente reflejar la mía, que es del ámbito Androgénico. Este tipo de APA (Alopecia) también se conoce popularmente como calvicie común. La tenemos muy presente en el hombre y seguro que conocéis algún miembro de la familia masculino que ya tiene las típicas calvas que asociamos a envejecimiento y que en algunos casos se manifiestan prontamente en la edad adulta. Resulta que este problema también afecta a muchas mujeres, que quizás por todo el tema estético se ven más afectadas por esta situación. Sin embargo es algo que tanto para hombre y mujeres afecta la auto estima y la forma como se miran a sí mismos y muchas veces cuándo se identifica el problema ya es tarde para hacer un posible tratamiento más correcto.

Es una cuestión hormonal, debido al aumento de las hormonas masculinas o andrógenos sobre algunas áreas del cuero cabelludo, que por norma son afectadas por cuestiones genéticas (nuestra herencia familiar de genes). Hay una disminución consecuente de la actividad del ciclo de crecimiento del cabello, que en rasgos generales lleva a la pérdida gradual del mismo.
¿Esto significa que las mujeres se quedan más masculinizadas y los hombres más masculinos? ¡Pues no! En nuestro cuerpo tenemos hormonas masculinas y femeninas en los dos géneros, lo que pasa es que esas hormonas a veces tienen su forma de expandirse o crecer distinta en cada uno de nosotros.
Hay que saber bien el diagnóstico de cada uno para determinar el tipo de problema que tenemos y ser aconsejado y tratado bajo un tratamiento médico aprobado. Los tratamientos para la alopecia, de momento, clínicamente son 3. Tratamiento con minoxidil, finasterida o trasplante capilar. Ninguno de estos tratamientos debe ser auto medicado, porque estamos hablando de medicación compleja. Suelen ser medicamentos que son aplicados durante largos períodos de tiempo y algunos casos, como el mío, de por vida.

En particular, yo tomo única y exclusivamente Minoxidil de forma tópica, sob forma de una aplicación de líquido directamente en el cuero cabelludo, de forma externa. No tomo medicamentos adicionales.

¿Qué es el Minoxidil?



Inicialmente como ya os comenté, esto solamente era un medicamento que mejora la irrigación sanguínea y es un vaso dilatador para evitar la hipertensión. Por eso, siempre os digo que hay que tener mucho cuidado a la hora de tomar medicación que afecta otras cuestiones en nuestro cuerpo. Algunas personas por sus cuestiones de salud, no pueden tomar el tratamiento sob pena de poder contraer situaciones complicadas paralelas.
Un buen funcionamiento de los vasos sanguíneos puede ayudar a mantener el cabello sano y el cuerpo en general, pero no es determinante en este tipo de alopecia. Es si favorecedor, pero no trata. Lo que si ayuda el minoxidil es para prolongar la supervivencia de los queratinocitos y estimular la reproducción de bulbos pilosos, que se convierten en nuestro cabello. Es resumen es activar la función que tendría si no padeciéramos de esa afectación.
De la misma forma que impide que el calcio detenga el crecimiento del cabello y con el medicamento ayuda a circular los niveles de potasio en la corriente sanguínea.
Que esto no significa que se uno deja de tomar calcio o pasa a tomar más potasio que le ayuda. Recuerdo que esta condición es intrínseca y genética. Nacimos con esa predisposición. Podemos tratarla de forma a ir más rápido a peor, no podemos deshacernos de ella. Pero se puede encontrar soluciones de mejoría substancial.
Si sois personas con dermatitis seborreica o cuadros clínicos cardíacos o de hipersensibilidad, deberéis tener presente que quizás se adapte otro tipo de tratamiento, porque estos estados pueden empeorar.

Lo que todos preguntan: ¿qué efectos secundarios tiene? Hay la posibilidad de crecimiento de pelo en otras zonas del cuerpo como vello facial o en el pecho, sobre todo en las mujeres. No es un caso de exageración, pero dadas las circunstancias, creo que en la estética actual es más fácil resolver esta consecuencia que evitar la primera. Y además cada caso es un caso. A mí como tengo poco pelo general en el cuerpo, no se me nota nada en absoluto, ni ha tenido ninguna situación que me llame a la atención.

Podemos tener alguna aceleración cardíaca, debido a ser un vaso dilatador. A mí sí que me lo provoca, pero al cabo de unos meses, no siento tanto los síntomas. Además, hay que recordar que llevar una vida sana, sin stress y cuidar del cuerpo en general, es un requisito para cualquier enfermedad, síndroma o estado de vida en general. Los medicamentos no hacen milagros si nosotros no nos cuidamos en general.

En caso de sobredosis podemos sentir zumbido en los oídos, aumento de peso e hinchazón de extremidades, así como inflamación generalizada. También se puede ser alérgico a algún principio activo de Minoxidil.

¿Que dosis se puede tomar y cómo? 

Yo empecé a tomar minoxidil a 5mg, que no es aconsejada para mujeres en absoluto, pero por casos de gravedad extrema, en una fase inicial os lo puede recetar el medico como me pasó a mí. Durante 6 meses lo he tomado en esa dosis. Ahora utilizo la dosis que se da a las mujeres, la de 2mg. Se aplica 1ml por día (25 gotas) en intervalos de 8 horas (mínimo).
También es recomendable no lavar el cabello durante el tiempo que esta aplicado el producto. Yo aplico de momento 1ml repartido por todas las zonas del cabello a la noche 1 vez al día.
Recordar que hay que lavar las manos muy bien y no dejar que el producto caiga en ninguna otra zona, porque os puede crecer vello en esa zona.
Por diversas cuestiones que no fueran aún estudiadas profundamente es más difícil ver resultados del tratamiento en zonas como la frente.  Eso significa que por norma, tiene más resultados en otras zonas primero que la zona frontal de la cabeza.

Claro es que resulta a su tiempo, pero hay que tener paciencia y perseverancia en este tipo de tratamientos. También cuanto más pronto sea identificado el problema y más temprano sea hecho el tratamiento más probabilidades de que haya menos cabello que caiga y no vuelva a nacer.
Una cosa es muy importante para quién va a empezar este tratamiento. El minoxidil no haz crecer más cabello. Lo que haz es que al permitir que el cabello que tenemos previsto desde el día que nacemos y que nos tendría que salir, siga naciendo y con mejor calidad y grosor. Luego parece que tenemos más cabello porque la densidad aumenta y el cabello se ve más sano. Pero si somos como yo, personas de poco cabello no vamos a quedar con melenas de rapunzel. Lo que si noto, es que como tengo el cabello muy fino, que de hecho se rompe a partir de una determinada longitud, parece que cale más, cuando en la realidad lo que cale es trozos del cabello. Queda un cabello débil, fino y quebradizo. Con el tratamiento el cabello nuevo que va naciendo es más fuerte y por lo tanto más preparado para evitar esas situaciones. Entonces en general tenemos más cabello sano, lo que ya es un logro brutal. Por lo menos yo lo siento así y aunque esté muy lejos de tener el cabello que me gustaría (porque hago muchas agresiones a la fibra capilar: teñir, planchar, etc), veo que cada vez más tengo el cabello más fuerte, más densidad y más sano.

Es un tratamiento que por lo menos en 6 meses no vais a poder definir si habéis mejorado, estabilizado o empeorado y a veces más como en mí caso.
Pero hay algunas cosas que os alerto que son obligatorias si vais a empezar el tratamiento:
Es de por vida. Si paráis el tratamiento vuelve a caer todo el cabello y vuestra condición vuelve a ser lo que era, porque eso está genéticamente establecido. No vais a cambiar de cuerpo, solo vais a intentar retrasar un proceso. Tarde o temprano todos vamos envejeciendo y hay que aceptarlo. Yo misma, interrumpí el tratamiento y estuve a punto de arriesgarme a no volver a tener resultados por efectos rebote.

Ahora he aprendido la lección y está siempre en mi mesa de noche. Donde sea que vaya. Que muchas veces lo utilizo día sí día no, sí. Pero pasar semanas sin aplicarlo, os va a llevar al mismo stress.
Por fin, os quiero decir, para concluir y si queréis o tenéis más preguntas os puedo aclarar en otra entrada o por privado o por comentarios, que perder el cabello, no es una futilidad si importancia. Ni tan poco es algo lleve que se pueda tomar con positivismo. Es una afectación real que puede dañar el auto estima y la forma como uno se ve.

Yo siempre ha sido muy positiva cara a los problemas en la vida. Pero hubo muchos momentos en mi vida que muchos de ellos me han podido. He pasado momentos duros y de bajón importante. He tenido situaciones graves y complicadas en la vida, pero de todo se sale. De todo se puede revivir. La forma como encaramos un problema en esta vida es medio camino para la sanación. Una actitud positiva no es un cliché que es muy bonito, pero no funciona. Porque sí, funciona. Mirar al espejo y vernos calvos o casi, no es motivador, ni estético ni fútil, es difícil y hay que:

Primero: llevarlo con seriedad. Lo primero, primero – buscar un diagnóstico médico.

Segundo: Poner buena cara a los problemas. El stress es lo que más mata en este mundo. Del stress resultan múltiples enfermedades y síntomas. Y agrava las que ya tenemos y promover el anti tratamiento no es el cierto. El stress provoca pérdida de cabello grave, entre miles de problemas más. Es nuestro cuerpo a dar señales que tenemos que parar y vivir, no sobrevivir.

Así que no es tener una actitud positiva, es agarrar los problemas de frente y hacerles cara bonita. Os lo juro que llevar las cosas con ánimo, esperanza y no rendirse nunca, es doblar la rapidez de un tratamiento y dejar de enfocar todo el día en ello. No miréis al cabello desmesurado que os cae. Mirar a soluciones y pensar solamente en ellas.  Pensar que vais en el camino de la mejoría y no vais a fastidiarlo con stress y depresión. Nada en esta vida es eterno, nada es tan importante que no podamos dar la vuelta y mirarlo de forma mejor.

No os dejéis caer, este es el mejor consejo que os puedo dar. Habrá días de bajón, pero habrá días…no semanas y no meses. Todos tenemos el derecho a ir abajo, se eso nos impulsa a venir arriba.
Tercero: No dejéis que terceros opinen sobre estados de salud, ni aceptáis tratamientos que no son adecuados a vosotros, por muchas influencers que lo recomendasen. Compartir experiencias es una cosa, pero en vuestros zapatos esta cada uno. Llevar enserio estas cuestiones y dejarnos aconsejar por profesionales del sector. Exclusivamente.

Tan poco dejéis que terceros os digan como tenéis que ver las cosas o no. Un principio bueno en esta vida es dejar de lado personas tóxicas que no nos ayudan y dejar de ser tóxico para los demás. Aceptar que a veces los demás no saben tratar con circunstancias de los demás. A veces aunque la gente no nos ame como nos gustaría que amase, no significa que no nos amen con todo lo que pueden. Y por veces esas personas no saben qué hacer o decir para mejorar. Por veces, incluso en el intento de animar nos hacen peor. Nadie puede animar a nadie a no ser nosotros mismos a nosotros mismos.

Y recordar que en esta situación en concreto, muchas veces nos vemos peor de lo que los demás perciben. Muchas veces la gente no ve tan grave una situación porque no la ve, mismo. Nosotros intensificamos el drama y creemos que todos lo identifican, que nos miran más feos, más débiles y quizás no nos quieran decir directamente, o al mejor lo dicen.
Ante nada, los demás nos miran con la misma proporción con que nosotros nos miramos. Porque cuando miran más que eso, nosotros no nos molestamos con nada.

Por lo tanto, cuarto punto y más importante: Perseverar, tener fe en los tratamientos y aceptar que no os vais a rendir, que en última instancia encontrarais forma de sentiros mejor. Hay miles de opciones hoy por hoy de moda, accesorios que nos ayudan a llevar estos temas de forma mejor. Os lo voy hablar de ellos en alguna ocasión.

Y deseo que esta entrada os anime. Yo, también lo sufrí. Pero la mejor cosa que hice en este tratamiento fue no rendirme, sonreír ante los problemas, no dejar que nada me vea menos de lo que yo veo, que es una persona con fuerza para afrontar la vida, con seguridad en mi misma y perseverancia.  Es por eso que se dice que la belleza viene de dentro y se refleja por fuera.
Si uno se ve bien, nada en este mundo podrá cambiarlo.

Hoy por hoy estoy muy contenta con los resultados y sé que eso anima mucho. 

Os mando un gran saludo y todo el positivismo del mundo. 

Isa

You Might Also Like

0 comentarios

Visita estas webs